Economía:

  1. Home  »  Economía   »   Banxico mantiene separadas políticas monetaria y cambiaria

 

Banxico mantiene separadas políticas monetaria y cambiaria

Fecha: 4 de febrero de 2014 | Autor:

Banxico5– En nuestra opinión, el tono del mensaje fue neutral, con una combinación de comentarios tanto dovish y hawkish

– En particular, los miembros de la Junta de Gobierno lanzaron advertencias hawkish en caso de efectos de segundo orden sobre la inflación o las expectativas de inflación, tal y como habíamos esperado

– Pero lo más importante, en nuestra opinión, fue que el banco central mantuvo las políticas monetarias y de tipo de cambio totalmente separadas

– Este es un aspecto clave para evaluar si Banxico actuaría motivado por lo que otros bancos centrales de mercados emergentes han hecho ante la reciente volatilidad en los mercados cambiarios

– En este contexto, pensamos que México está en una posición muy diferente vis-à-vis los mercados emergentes actualmente en problemas, por lo que la autoridad monetaria no tendrá porqué actuar en estos momentos

– Mantenemos nuestra expectativa de que Banxico se mantendrá en pausa en el futuro previsible

– El mercado de renta fija observó un modesto relief rally post comunicado

– En el cambiario no observamos un efecto importante en la cotización, con el peso operando alrededor de 13.42 por dólar al momento de escribir este comentario

 

Tono neutral, con advertencias hawkish. Banco de México acaba de publicar su decisión de política monetaria, en la que la Junta de Gobierno decidió dejar la tasa de referencia en 3.5%, como era ampliamente anticipado. A juzgar por la combinación de los comentarios dovish y hawkish, consideramos que la autoridad monetaria quería transmitir un tono neutral, principalmente ante la debilidad de la actividad económica y el hecho de que no hay presiones inflacionarias por el lado de la demanda. Sin embargo, también como habíamos anticipado, los miembros de la Junta de Gobierno lanzaron advertencias hawkish ante la posibilidad de efectos de segundo orden, ya sea derivada de los efectos de la reforma fiscal o de la depreciación del tipo de cambio.

Separación entre la política monetaria y la cambiaria. En nuestra opinión, el mensaje más importante que Banxico quería transmitir es que existe una clara separación entre la política monetaria y la cambiaria. Consideramos que esto no sólo viene del hecho de que la política monetaria está exclusivamente en manos de Banxico, mientras que la política cambiaria depende de la Comisión de Cambios –formada por miembros del banco central y de la Secretaria de Hacienda-, sino por la redacción utilizada en el comunicado. En este contexto, cabe destacar dos cuestiones: (1) los miembros de la Junta de Gobierno no ataron la política monetaria a la relación que guarda el peso mexicano con las condiciones monetarias relativas respecto al mundo en general, ni siquiera con las condiciones en otros mercados emergentes, sino solamente a las condiciones monetarias relativas vs. EE.UU.; y (2) las advertencias hawkish mencionadas se relacionan con los efectos de la dinámica del tipo de cambio sobre la inflación o las expectativas de inflación. En nuestra opinión, esto es una clara señal de que Banxico sólo piensa en actuar en respuesta a las acciones del Fed en EE.UU. o si hay un contagio del tipo de cambio a través de la inflación o las expectativas de inflación.

Pausa indefinida. En suma, ante la todavía débil actividad económica en México –a pesar de que creemos que va a mejorar a lo largo del año-, que mantendrá la brecha del producto en México en territorio negativo, sin generar presiones inflacionarias por el lado de la demanda, así como los riesgos financieros a nivel global, pensamos que Banxico mantendrá la tasa de referencia sin cambios por un largo período de tiempo. Más aún si la inflación converge hacia el 3% de la meta de Banxico en 2015 -como el banco central destaca en el comunicado-, debido principalmente a la nueva política de precios de las gasolinas –que potencialmente podrían incrementarse a un ritmo de 3% anual-, así como los efectos de las reformas estructurales.

 

Desde nuestro / equipo de estrategia de FX FI

Banxico sugiere que no entrará en la estrategia de otros bancos centrales emergentes. Como esperábamos el comunicado de política monetaria publicado esta mañana tuvo un tono neutral con un ligero sesgo hawkish, pero mucho menor al que tenía anticipado el mercado. La tasa de referencia se mantuvo estable en 3.5% (algo que era ampliamente esperado). En términos del balance de riesgos se mostró todavía preocupado por los vientos en contra para la economía mexicana para este inicio de año, al mismo tiempo que resaltó una preocupación (aunque moderada) sobre los efectos de segundo orden de la inflación (aquí estuvo la parte hawkish del comunicado). Sin embargo, vale la pena señalar que en el último párrafo que alude a la conducción de política monetaria, Banxico enfatizó que estará muy atento a la postura monetaria relativa de México respecto a EE.UU., lo cual sugiere que no está dispuesto a entrar en la estrategia de otros bancos centrales emergentes de retener capitales extranjeros a través de aumento de tasas de interés, una situación que nuestro tipo de cambio flexible permite (acomodo de choques).

El mercado de renta fija observó un modesto relief rally post comunicado. Recordemos que los instrumentos mexicanos, especialmente los de corto plazo, han sobre-reaccionado a la coyuntura actual, con algunas tasas (como la del derivado de TIIE-28 de 1 año 13×1) descontando alzas de hasta 75pb en la tasa de referencia de Banxico para finales de 2014, una situación que no vemos factible dado el escenario de crecimiento e inflación en México para este año. Creemos que hay valor en la parte corta de las curvas de bonos M y derivados de TIIE-28 y probablemente nos estemos acercando a niveles interesantes de entrada en estos instrumentos (posiciones largas/recibidoras). Por otra parte, los instrumentos de largo plazo también lograron recuperar parte del terreno perdido previo al comunicado. Como hemos mencionado, la curva de bonos mexicanos se ve muy atractiva, con una pendiente 2/10 de 277pb y una prima de riesgo muy elevada (diferencial entre el Bono M Dic’24 y la nota norteamericana de 10 años de 396pb). En algún momento los inversionistas extranjeros verán esta valuación tan atractiva, así como buenos fundamentales económicos en el país y probablemente aumentarán exposición en instrumentos mexicanos de largo plazo. Sin embargo, creemos que primero imperará el sentimiento de aversión al riesgo. Ante esta coyuntura compleja en términos de los mercados internacionales y la inflación, preferimos mantener la recomendación sobre el Udibono Jun’16, a pesar de los ajustes observados en los últimos días.

En el cambiario no observamos un efecto importante en la cotización, con el peso operando alrededor de 13.42 por dólar al momento de escribir este comentario. A pesar de lo anterior hemos advertido de una coyuntura local de crecimiento e inflación desfavorable en el corto plazo y que ha impactado negativamente al tipo de cambio real (en particular debido al último factor). Más aún, es importante destacar que el carry del peso relativo a otros emergentes se ha reducido en días recientes ante la decisión de aumentar las tasas en algunos prominentes bancos centrales dentro de este universo. En conclusión, seguimos con una postura defensiva en posiciones largas en pesos en el corto plazo a pesar de que retenemos un sesgo corto para la operación del USD/MXN, más aún si vemos al cruce nuevamente por encima de 13.5 pesos por dólar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis + 3 =

 

 

 

Frase del día

  • El presidente López Obrador aclaró que el gobierno federal no tiene intención de nacionalizar la explotación del litio

 

 

Accesibilidad