Opinión:

  1. Home  »  Opinión   »   Miel sobre hojuelas en Acapulco

 

Miel sobre hojuelas en Acapulco

Fecha: 25 de marzo de 2015 | Autor:

78 bancariaBancos y gobierno se alinean

– Condusef, ausente

– Almacenes de Depósito, no ven la suya

 

La estrategia funcionó, el mensaje fue claro y el propio presidente de la Asociación de Bancos de México, Luis Robles Miaja, lo afirmó: la banca está alineada con el gobierno del presidente Enrique Peña para trabajar en sociedad en beneficios de sus clientes.

Evidentemente el script de la 78 Convención Bancaria, celebrada en Acapulco, fue planeado por ambas partes y su aplicación inició con una filtración a medios y columnistas, que puntualmente fue publicada el miércoles de la semana pasada, sobre la reunión que sostendría el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray, con los banqueros antes del inicio del evento, al siguiente día.

Obviamente se generó una gran expectativa por lo que los periodistas asistentes a la convención buscaron enterarse de lo acontecido en tal reunión.  Fueron los banqueros quienes se encargaron de informar que había sido una junta sin precedentes durante la administración actual, en la que Videgaray se comprometió a resolver y atender las demandas de los bancos que operan en el país.

Entre los temas destacan destrabar legalmente la inoperancia de los cambios establecidos en la reforma financiera a fin de agilizar la ejecución de las garantías en los créditos incobrables y en la portabilidad de los créditos hipotecarios. Pero en términos generales, los banqueros salieron de la reunión con una gran sonrisa, algunos extasiados con la nueva actitud “amigable” del titular de Hacienda.

 

Condusef ausente

En la inauguración y durante las conferencias se privilegió el tema de la fortaleza financiera de la banca en México y su decisión de participar con créditos en los procesos económicos y productivos que generarán las reformas estructurales emprendidas por el actual gobierno.

Y aunque asistió a la convención el presidente de la Condusef, Mario di Constanzo, no tuvo alguna participación relevante en el evento. Obviamente las sanciones a malas prácticas bancarias no eran tema en esta ocasión.

Tanto en las palabras de inauguración como de clausura, a cargo de Luis Videgaray y el presidente Enrique Peña, respectivamente, ya no se incluyeron aquellos reclamos de que los bancos mexicanos otorgan mucho menos crédito, comparativamente frente a otras naciones de similar desarrollo al nuestro.

Ahora el discurso fue que, juntos, banca y gobierno, lograrán llegar al famoso 40 por ciento en proporción del PIB. Cifra que es difícil si la economía sigue mostrando un crecimiento mediocre.

La reconciliación entre la banca y el gobierno viene a corroborar los comentarios en este espacio sobre la animadversión que Peña y Videgaray tenían a los banqueros desde la última campaña política por la Presidencia, en las que éstos, en su mayoría apoyaron a la candidata panista Josefina Vázquez Mota.

Varias son las interpretaciones de este cambio. Unos se inclinan en la necesidad que tiene el gobierno de contar con el respaldo de importantes sectores del país, en estos tiempos difíciles de acusaciones de conflictos de interés y negligencias en los casos Casa Blanca, Malinalco, Ixtapan del Sal, Ayotzinapa, Aristegui y otros.

Otros atribuyen la declarada “alineación” de la banca a las excelentes utilidades que han registrado en los últimos años, sin necesidad de poner en riesgo sus inversiones. Al final de la Convención Bancaria 78, todo fue miel sobre hojuelas.

 

Para el anecdotario

En este año ocurrió que, por primera vez, un presidente se ausenta unos minutos de la mesa, entre  la comida y los discursos en la ceremonia de clausura de la convención. El comentario mayoritario con tono de comprensión es que, como cualquier ser humano, en ocasiones es necesario hacerlo.

Y al que ya no se le vio cansado sino todo lo contrario, muy sonriente y juguetón, fue al nuevo titular de la Sedatu y ex procurador de la República, Jesús Murillo Karam, quien además nunca dejó de ser galante con la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, ofreciéndole su brazo para retirarse de la Convención.

Por cierto, este miércoles el secretario de Hacienda Luis Videgaray y Jesús Murillo Karam, darán a conocer las medidas de impulso para la construcción de vivienda, tema que no mereció mayor atención por parte de los asistentes a la convención de Acapulco, sólo se mencionó de refilón.

 

Almacenes de Depósito, no ven la suya

Y si de reconciliaciones se trata, los almacenes generales de depósito no sólo piden, sino claman porque ese espíritu de reencuentro también se les aplique a ellos, pues no ven la suya en dos temas sumamente importantes para la actividad económica del país:

Uno, que la Secretaría de Agricultura acepte su sistema de información Almacén Seguro como sustento del que le solicitó el presidente a la dependencia para tener un mejor control y conocimiento de los granos y cosechas que se producen en el país.

Y dos, que se les reintegre la posibilidad de realizar el resguardo fiscal de las importaciones de calzado y textiles, lo que incluso ayudaría a el SAT a evitar la evasión fiscal que un día sí y el otro también se da en este rubro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 1 =

 

 

 

Frase del día

  • El presidente López Obrador aclaró que el gobierno federal no tiene intención de nacionalizar la explotación del litio

 

 

Accesibilidad