Finanzas Personales:

  1. Home  »  Finanzas PersonalesNotas Destacadas   »   Por qué enseñar finanzas personales a los jóvenes?: Citibanamex

 

Por qué enseñar finanzas personales a los jóvenes?: Citibanamex

Fecha: 12 de mayo de 2019 | Autor:

Por Citibanamex

Conforme los jóvenes van creciendo y se acercan a iniciar su vida productiva, comienzan a tener responsabilidades más importantes y a tener que tomar sus decisiones financieras. Parte de las obligaciones como padres de familia, o como adultos para los jóvenes, es prepararlos para esta transición que puede ser crucial para el bienestar financiero del resto de sus vidas.

También es importante destacar que las habilidades financieras y la estructura de la toma de decisiones que implica la planeación y administración de los recursos se extrapola a otros aspectos de la vida personal y profesional como la responsabilidad, la planeación a mediano y largo plazos, el logro de metas y la capacidad de ver el panorama general en la resolución de problemas.

La Encuesta de Tendencias Juveniles 2018 publicada por el Instituto de la Juventud en la Ciudad de México, reveló que 41% de los jóvenes tiene la preocupación de no tener dinero y 47% platican con sus papás sobre sus logros, proyectos y metas personales.

Otro dato relevante: las metas que plantean los jóvenes son principalmente a corto y mediano plazo. El ahorro para el retiro no es un tema relevante dentro de sus prioridades, ya que sólo el 13% de los jóvenes tienen algún ahorro destinado para este fin, según la encuesta Cultura Financiera de los Jóvenes en México, publicada por Citibanamex y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Sin duda, esta es una gran oportunidad para hacer consciencia en los jóvenes sobre los medios para cumplirlas y ayudarlos a adoptar prácticas financieras saludables. Por esta razón, Educación Financiera Citibanamex te comparte cinco consejos para fomentar buenos hábitos financieros entre los jóvenes:

  1. Establezcan metas en conjunto. Incentívalos a definir y lograr metas de corto y mediano plazo y asignar un porcentaje de ahorro para cada una.
  2. Practiquen en familia. Plantea un reto y ahorren recursos: bajen gastos de agua, luz, gas, súper o salidas a comer para una meta común. Puede ser un paseo, unas vacaciones o comprar algo para la casa.
  3. Apéguense al presupuesto. Asigna una cantidad de dinero periódica y fija para los gastos personales. La fórmula de cuánto dinero se debe destinar a cada rubro dependerá de las posibilidades y el estilo de vida de cada familia. La lección para los jóvenes es que aprendan a vivir con la cantidad asignada. Este dinero se puede asignar cada semana o cada quincena; mientras más corto sea el periodo más fácil será para los jóvenes tener control.
  4. Recuerda: hay que evaluarlo. Revísenlo con la misma periodicidad en que ellos reciben sus ingresos. Además, el presupuesto debe estar registrado; los chicos pueden usar una App, computadora o lápiz y papel. Esta práctica es ideal para que observen cómo van sus finanzas personales.
  5. Premia el ahorro con rendimientos. Se pueden llegar a acuerdos con los jóvenes para fomentar su alcancía, de acuerdo a las posibilidades de la familia, por ejemplo: “por cada peso ahorrado al final del año, yo te pongo 50 centavos”, o “si tu ahorras para la mitad de tu teléfono yo pongo la otra mitad”. Recuerda pedir comparativos de precios antes de apoyar alguna compra importante para ellos, como videojuegos, celulares, tablets, entre otros.

Probablemente algunos padres de familia han tenido dificultades para tener hábitos financieros sanos. Sin embargo, nunca es tarde, ni demasiado temprano para aprender. Enseñarles a tus hijos sobre estos temas, ¡puede ser una gran oportunidad para aprenderlos juntos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 − Trece =

 

 

 

Accesibilidad